Feedback 360º: El cambio empieza por uno mismo

Feedback 360º El cambio empieza por uno mismo

Cuando te sometes a una evaluación de desempeño de Feedback de 360º, tienes dos opciones obvias: haces caso omiso o te pones a trabajar en los puntos de mejora. No hablaré aquí de quién opte por la primera.

En esta evaluación los resultados se comunican exclusivamente al participante, generalmente gerentes, jefes de departamentos y el personal que en su trabajo interactúa con demás personas como es el servicio al cliente y plataforma. Se pueden definir cinco adjetivos sobre como observan personal y profesionalmente al entrevistado; cómo puede mejorar la comunicación o aspectos relacionados con sus tareas o consideraciones sobre supuestos de éxitos. Estos son algunos planteos que se pueden evaluar.

Claro que se puede profundizar: evade situaciones difíciles, es impulsivo, es asertivo, resuelve problemas con soltura, es planificador, proporciona instrucciones de forma clara, sabe recibir críticas, es activo, sobre autoconocimiento, habilidades de escucha, se cuestiona las cosas, buena relación con los jefes, con los compañeros, se expresa con claridad y un largo etcétera.

Quiénes participan y responden, de forma anónima, tienen la delicada misión de ser honestos. Se trata de aportarle al entrevistado herramientas para mejorar aspectos que hacen al día a día en lo laboral y también en lo personal.

Quiénes son evaluados tienen la compleja tarea de enfrentarse a una realidad que muchas veces no se quiere o no se puede ver. Aquí son nuestros colaboradores más cercanos quiénes nos muestran el camino a seguir.

¿Ya tenemos la evaluación? Manos a la obra. Leerla detenidamente, despojarnos de nuestro propio yo. Tomar apuntes. Generar un plan de acción. Fechas de cumplimiento de objetivos. Mejoras paso a paso. No se trata de cambiar los conceptos que creemos modificables de un día para otro. Todo proceso de cambio lleva su tiempo.

Cuando lo pongamos en práctica, buscar feedback en nuestro entorno. Con el tiempo, ¿se perciben cambios? ¿Cómo está siendo el grado de asertividad? ¿La tolerancia? ¿El trabajo en equipo? ¿Las relaciones entre colaboradores? Si nos tomamos esta herramienta de evaluación en serio y la aplicamos con madurez, el entorno personal y profesional se beneficia, porque es uno mismo el que cambia y gana. No siempre la culpa es del otro, del ambiente, la sociedad, el cliente o quién sea…

El cambio empieza por uno mismo.

Sebas Morelli Jaimez

Anuncios

3 comentarios sobre “Feedback 360º: El cambio empieza por uno mismo

  1. La evaluación feedback nos va ares muy útil pues nos retroalimentamos de nuestras actividades positivas y negativas para poder trabar en esos aspectos y mejorar internamente en la organización donde estemos.
    Si buscamos en modo de trabajar el feedback con software, esto nos ayudara a realizar el trabajo de la evaluación mas rápido y satisfactorio para el evaluado.

    Me gusta

    1. ¡Buenos días Luis! Muchas gracias por tus palabras. Efectivamente debemos erradicar tres palabras para iniciar el cambio: victimismo, impaciencia y desatención. Si estamos atentos con nosotros mismos a estos conceptos, estaremos haciendo un gran trabajo que también agradecerá nuestro entorno.

      ¡Te deseo un muy buen día! Un abrazo, Sebas.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s